La farsa de la Junta

Imprimir Más

Foto: blackbirdrising vía Visual Hunt

El Código de Ética, los informes de Intereses Financieros, su publicación, los comunicados, la mentada transparencia, todo es una farsa, porque lamentablemente los informes no los completan, no cumplen con las fechas y no todos lo que tienen que radicar informes lo hacen.

Más frustrante aún es que, aunque cumplieran con divulgar lo que piden los informes, esa información no sería suficiente para identificar conflictos de intereses, evitar actuaciones indebidas o enriquecimiento injusto.

Además, sabemos que si se pone muy caliente la cosa o se les presenta oportunidad de contrato$$$, con renunciar o anunciar un supuesto divorcio es suficiente para que aparentemente se extinga la obligación de informar y andar por la libre.

Todo es un engaño. No denunciarlo, es ser cómplice. Tan corrupto es el que no cumple con la ley como el que, conociendo que el otro no cumple, se hace de la vista larga.

Esta semana, luego de la insistencia y seguimiento de Espacios Abiertos, la Junta publica unos informes. Pero publica lo que quiere, cuando quiere y como quiere. Y en la vorágine de la crisis, la del huracán fiscal, tomamos por bueno el resumen que nos hacen los publicistas en formato de comunicado y no buscamos más allá. Definitivamente, la redacción del comunicado que acompaña la publicación de los últimos informes merece un Oscar por el mejor libreto de una historia de ciencia ficción o fantasía. Veamos.

Dicen que la publicación la hacen “proactivamente”, pero Espacios Abiertos tuvo que escribir en agosto, en septiembre, en diciembre y en enero solicitándolos. Ver cronología. Entonces es “proactiva” su publicación, ¿sí o no? Dicen que son transparentes pero divulgan a medias la información. ¿Cumplen? Vea el análisis. Decida usted.

Detalles que observamos en los informes que publican esta semana:

• De los 15 miembros y staff que actualmente deben rendir informes, solamente 11 los han rendido.

• Informes iniciales de Sobrino (nombrado 20 de julio de 2017) y Zamot (nombrado 24 de julio de 2017) vencían en agosto 2017 y se radicaron 6 y 7 meses tarde. En el caso de Zamot, falta precisión en la cantidad de ingresos devengados el pasado año y, en el de Sobrino, se justifica como confidencial no divulgar un ingreso de un cliente y no se explica bien.

• Sobrino radica informe inicial el 3/09/18 y la certificación de la oficial de Ética (Andrea Bonime) tiene fecha de 3 de marzo, 6 días antes de la fecha de radicación. ¿Acto de magia? ¿Bola de cristal?

• Otro detalle interesante es que el primer informe trimestral de Sobrino precede por dos meses su Informe Inicial. Sobrino radica un informe trimestral en enero 2018 sin haber presentado un informe inicial. Sin embargo, la oficial de Ética certifica ese informe periódico sin observar que no se ha presentado un informe inicial. Nos preguntamos entonces contra qué evalúa el informe periódico, si no existe un informe inicial. ¿Hay evaluación o sencillamente se recibe y se firma? ¿Para eso se le pagan $30,000 al mes a razón de $750 la hora a la oficial de Ética?

• Igual que en el caso de Sobrino, el primer informe periódico de Zamot (1/29/18) precede al informe inicial (2/01/18) y la Oficial no hace nota ni comentario.

• Zamot radica informe inicial 2/01/18 y a Bonime le toma un mes (hasta 3 de marzo) certificarlo, sin poner comentario alguno.

• Informes trimestrales correspondientes a octubre-diciembre 2017 vencían 14 de enero de 2018. La mayoría los presenta durante el mes de enero y, de inmediato o en cuestión de días, la oficial de Ética les estampa su firma y los certifica. Llaman la atención dos cosas: la primera, que solamente un informe incluye transacciones. ¿De qué sirven unos informes periódicos sobre transacciones de acciones y bonos, si la mayoría no informa sobre unos ni otros? ¿Por qué no se incluye información sobre clientes o nuevos negocios? ¿La informarían? Segundo, después de radicados y certificados esos informes, a la Junta le tomó dos meses publicarlos. ¿Qué pasó entre la certificación y la publicación?

El Koury radica 1/09/18, no informa transacciones, Bonime lo certifica 1/14/18 y publica 03/13/18
JR González radica 1/09/18, no informa transacciones, Bonime lo certifica 1/14/18 y publica 03/13/18
Skeel radica 1/09/18, no informa transacciones, Bonime lo certifica 1/14/18 y publica 03/13/18
Jaresko radica 1/15/18, no informa transacciones, Bonime lo certifica 1/17/18 y publica 03/13/18
Sobrino radica 1/15/18, no informa transacciones, Bonime lo certifica 1/15/18 y publica 03/13/18
Carrión radica 1/16/18, informa transacciones, Bonime lo certifica 1/17/18 y publica 03/13/18
García radica 1/16/18, no informa transacciones, Bonime lo certifica 1/16/18 y publica 03/13/18
González radica 1/16/18, no informa transacciones, Bonime lo certifica 1/17/18 y publica 03/13/18
Biggs radica 1/26/18, no informa transacciones, Bonime lo certifica 1/26/18 y publica 03/13/18
Zamot radica 1/29/18, no informa transacciones, Bonime lo certifica 2/20/18 y publica 03/13/18
Matosantos radica 2/15/18, no informa transacciones, Bonime lo certifica 3/03/18 y publica 03/13/18

Informes que están pendientes:

• Informes Iniciales del personal (staff) contratado desde octubre.
• Completar Informes Iniciales incompletos.
• Informes de salida de los miembros y empleados que han renunciado.

Transparencia a medias no es transparencia. O se cumple o no se cumple. No hay términos medios.

Todos los miembros y empleados de la Junta tienen un deber de informar y deben cumplir. Los miembros y empleados de la Junta tienen acceso a información privilegiada y participan en decisiones determinantes sobre los haberes públicos y el futuro del País. Por eso la divulgación de sus intereses, antes de entrar, mientras están y al salir, es crucial y así lo exige la ley.

No tenemos información completa de los que están ni de los que se fueron y ahora tampoco de los que llegan.

Entonces hay que preguntarse: ¿Para qué contratan con nuestro dinero por $720,000 a una oficial de Ética que cada tres meses firma unos papeles que no tienen información ni efecto alguno? Están perdiendo nuestro tiempo y nuestro dinero. No nos engañan. No se engañen ustedes, miembros de la Junta.