PNP y PPD investigados por la CEE por imputaciones de fraude

Lo que comenzó como un fraude en las listas de inscripción de electores en Guaynabo para las primarias del Partido Nuevo Progresista en Guaynabo, parece haberse propagado a otros municipios y al Partido Popular Democrático. En esta ocasión las irregularidades estarían ocurriendo con los votos a domicilio y los colegios de fácil acceso. Esto ha provocado una investigación de parte de la Comisión Estatal de Elecciones. A solo semanas de las elecciones generales, ¿pueden los electores confiar en la pureza y transparencia de los procedimientos electorales?

Convertidos en “roommates” para cometer fraude

Héctor O’Neill, alcalde de Guaynabo
Varios empleados del municipio de Guaynabo, que cambiaron fraudulentamente su dirección para votar en el precinto 7, cometieron el grave error de decir que vivían en la misma casa o apartamento. No eran exclusivamente guardias municipales, como se ha denunciado, sino funcionarios de dependencias como el Departamento de Obras Públicas, lo que apunta a que se trata de un esquema masivo para buscar votos en las pasadas primarias del Partido Nuevo Progresista, con el fin de favorecer al candidato apoyado por el alcalde Héctor O’Neill. Esto según un examen de documentos en poder del Centro de Periodismo investigativo y de una reportería de campo. César Cintrón Opio, empleado del Departamento de Obras Públicas, cambió su dirección del barrio Sonadora de Aguas Buenas, en el precinto 6, a la exclusiva urbanización Garden Hills Norte en Guaynabo, cuando se presentó en enero pasado ante la Junta de Inscripción Permanente (JIP). La movida le daba derecho a votar en las primarias en el precinto 7 de Guaynabo, donde se registró el sonado caso de fraude electoral de las primarias del pasado 18 de marzo.