Presidencia de la UPR ha tardado un mes en tomar acción sobre violaciones reflejadas en auditoría sobre UPR Humacao

Dos meses y medio después de que la Oficina de Auditoría Interna (OAI) de la Universidad de Puerto Rico (UPR) confirmara la violación de reglamentos y procesos en el campus de Humacao luego del paso del huracán María en 2017, el rector interino objeto de la pesquisa, Héctor Ríos Maury, aún continúa en la silla de la rectoría. Aunque el informe del ente adscrito a la Junta de Gobierno de la UPR tiene fecha del 21 de junio 2019, el presidente de la institución, Jorge Haddock Acevedo, justificó la inacción al sostener que su oficina recibió el documento el 9 de agosto. El análisis de la OAI — al que tuvo acceso el Centro de Periodismo Investigativo (CPI) — encontró la violación de reglamentos, certificaciones y leyes aplicables a la UPR en los procesos de compras, contrataciones y supervisión de los trabajos de los contratistas desde noviembre de 2017 hasta julio de 2018. 

La auditoría interna en Humacao se dio luego de una investigación publicada por el periódico Diálogo en junio de 2018 que reveló irregularidades en la otorgación de contratos, nombramientos a donantes políticos, uso ilegal del vehículo oficial de rectoría y posibles violaciones al artículo 4.2 de la Ley de Ética Gubernamental. El informe de la OAI incluye señalamientos sobre la ausencia de más de un licitador antes de otorgar contratos y pagos a contratistas antes de firmar los acuerdos, entre otras acciones contrarias a las leyes y reglamentos de la universidad. 

Una semana después de publicar la investigación periodística, se despidió a todo el personal de Diálogo y el entonces presidente interino de la UPR, Darrel Hillman Barrera, anunció una presunta reestructuración del medio que, luego de un año, no se ha concretado. 

En un comunicado de prensa, Ríos Maury negó haber cometido faltas en los procesos aunque no proveyó pruebas que refuten la investigación del medio universitario. Se limitó a amenazar con demandar al periodista que publicó la información, Emmanuel Estrada López.

Puerto Rico’s Former FEMA Chief Moves to a Firm that Advises the Island’s Main Recovery Office

The former Coordinator for Disaster Recovery for Puerto Rico for the Federal Emergency Management Agency (FEMA), Michael F. Byrne, now works with one of the companies that advises the Central Office of Recovery, Reconstruction and Resiliency, known as COR3, the agency established by the government of Puerto Rico to centralize funds and efforts for the recovery process after Hurricane María. Byrne left FEMA in April and, according to his official LinkedIn account, a month later he started working with Deloitte, one of the four firms that offers services to COR3. In his new role in the private sector, Byrne said he will “support clients though the complete cycle of crisis preparedness, response, recovery and mitigation.”

Deloitte’s contract with COR3 — for $31.6 million — was granted June 7, 2018 and runs until June 30, 2021. According to the contract, Deloitte — a multinational firm that provides audit services and financial advice, among others — is involved in formulating the necessary budget for general recovery efforts, trains COR3 employees for fraud detection and prevention, and helps in the compliance with legal requirements related to disaster and recovery issues. Likewise, COR3 delegated to Deloitte the development of a strategic plan for Puerto Rico’s short-, medium-, and long-term recovery.

Exjefe de FEMA en Puerto Rico se va a empresa que asesora al COR3

Byrne salió de FEMA en abril pasado y, según su cuenta oficial en LinkedIn, un mes después comenzó a trabajar con la empresa Deloitte, una de las cuatro firmas que   ofrecen servicios al COR3. El contrato de Deloitte con el COR3 — que suma $31.6 millones — fue otorgado el 7 de junio de 2018 y se extiende hasta el 30 de junio de 2021.