Lo más reciente

Ver más historias

Gobiernan un país que no conocen 

Día tras otro, el líder de la Manada, el propio gobernador Ricardo Rosselló pide perdón, dice que cometió un error, que no lo vuelve a hacer. Como si lo que revelaron las casi 900 páginas de sus conversaciones electrónicas privadas, con las personas más allegadas a él, — dentro y fuera del gobierno — fuese algo que podríamos llamar error. 

Pescadores reclaman ante el Gobierno federal falta de transparencia en la recuperación del sector pesquero

La querella se recoge en una carta dirigida tanto a la NOAA como al Departamento de Recursos Naturales y Ambientales (DRNA) e indica que esta última agencia no les ha presentado un plan o presupuesto para el uso de los fondos federales luego de que fueran aprobados en febrero de 2018.

Cuestionan la inclusión de religiosos fundamentalistas en las noticias sobre comunidad LGBTTIQ

La integración de diversas voces en el desarrollo de una noticia que trata sobre la ampliación de derechos a grupos puede ser visto como un principio básico en el ejercicio del periodismo. Sin embargo, ¿cuán necesaria es la inclusión de opiniones de sectores que se oponen a que poblaciones históricamente discriminadas sean reivindicadas con el reconocimiento de derechos por los cuales han luchado por décadas? ¿Cuánto aportan esas voces de opositores a la calidad de la nota de prensa o el reportaje? A juicio de algunos periodistas y activistas, no existe justificación en incluir voces de religiosos fundamentalistas en la cobertura mediática sobre la ampliación de las protecciones civiles hacia personas de la comunidad LGBTTIQ. “En el asunto de derechos civiles y derechos humanos, y la decisión que hubo del Tribunal Supremo de los Estados Unidos diciendo que es inconstitucional que dos personas del mismo sexo no se puedan casar, los religiosos no tienen nada que opinar.

Noticias CPI

Ver más noticias

Investigación sobre los muertos del huracán María gana prestigioso premio de periodismo de precisión Philip Meyer

“La investigación descubrió que la negligencia del gobierno representó cientos de muertes que los funcionarios no habían contado. En un proyecto que emula el innovador trabajo de Philip Meyer, el equipo utilizó una encuesta combinada con récords oficiales y cientos de entrevistas para poner al descubierto el recuento masivo de víctimas mortales”.

Opinión De la libreta del periodista

Ver más opinión

Rosselló se aferra al secretismo del mantengo corporativo en tiempos de bancarrota

El Gobierno de Puerto Rico cierra el año 2018 como defensor de la desprestigiada práctica de regalar y mantener ocultos los privilegios fiscales. La organización Espacios Abiertos (EA), que promueve la transparencia gubernamental, tuvo que demandar al Gobierno para que este publique un informe con la cantidad de impuestos que le reduce al sector empresarial. La respuesta de la administración de Ricardo Rosselló, que llegó a Fortaleza con una promesa de gobierno transparente, fue indicar que no podía publicar el informe porque contiene información confidencial. Pero EA no está pidiendo detalles como números de seguro social patronal ni información de las planillas de los receptores de estos beneficios contributivos. Lo que solicita es un tax abatement report, que es un informe que detalla cuáles fueron esas reducciones de impuestos, a cuánto ascienden, con qué objetivos fueron otorgadas, qué compromisos contrajeron quienes las recibieron y si en realidad devolvieron a cambio un desarrollo económico.

Un pueblo quebrado, una quiebra costosa

La quiebra de Puerto Rico le ha costado al pueblo más de $225 millones en un año, solamente en abogados y consultores financieros. Se proyecta que el gasto ascenderá a $1,200 millones durante los próximos seis años, incluyendo los gastos de la Junta de Control Fiscal. Empujé líneas como estas, con sus variaciones, como apuesta para comenzar una serie de historias que indagara en la facturación en servicios profesionales dentro del proceso de bancarrota que enfrenta la isla. No tuve éxito. Cuando se habla de cientos de millones de dólares, cifras por sí solas no alcanzan a explicar la magnitud del asunto.

Instituto de formación periodística

Ver más

Periodistas reciben becas para realizar investigaciones periodísticas en colaboración con el CPI

Periodistas del semanario Caribbean Business, los diarios NotiCel y Metro, y la revista Buena Vida fueron seleccionados para recibir becas de $2,000 para realizar investigaciones periodísticas en colaboración con el Centro de Periodismo Investigativo (CPI). Los reportajes abordarán temas de seguridad alimentaria, desarrollo económico, salud y salud mental. De esta forma, el Instituto de Formación Periodística del CPI continúa expandiendo su oferta de desarrollo profesional para periodistas de Puerto Rico y el Caribe, en esta ocasión, con el apoyo de las organizaciones Internews, NetHope y el Center for Disaster Philanthropy. Los ganadores de la beca fueron Yanira Hernández (Caribbean Business), Tatiana Díaz y Adriana de Jesús Salamán (NotiCel), Aiola Virella y Ronald Avila (Metro) y Sandra López (Buena Vida). Del 30 de mayo al 1 de junio, el Instituto realizó la jornada de talleres Periodismo de datos sobre la recuperación, en la Facultad de Derecho de la Universidad Interamericana.

El periodismo y el poder permanente: una charla con cuatro periodistas en Colombia

“A menudo el periodismo termina siendo parte del problema y no de la solución; termina siendo parte del poder”, advierte Hugo Alconada Mon, un periodista argentino que ha publicado investigaciones en las que algún personaje poderoso termina en la cárcel. “Poder que incluye a políticos, a empresarios, a banqueros, a sindicalistas, a jueces, a fiscales y a muchos periodistas que terminan trabajando para el poder”, continúa desde una pequeña tarima, en un salón de la Universidad Jorge Tadeo Lozano en Cartagena de Indias, Colombia. El salón está lleno de estudiantes de esta profesión que en algún momento cargó el mote de “el cuarto poder”. Pero esa idea de que sobre los poderosos sobrevuela el guardián inquebrantable de la democracia que se llama periodismo, está muy debilitada. Fake news, “datos alternativos”, ataques a los medios de comunicación, asesinato de periodistas, saturación de contenidos en las redes sociales, relativización de lo que es “verdad”, intereses económicos corporativos, publicidad disfrazada de noticia son solo algunas de las corrientes contra las que navega el periodismo comprometido.